navegadores_Europa

No, no se equivoquen, no defiendo a nadie aquí. Aparte de que su software dista mucho de ser ideal, Microsoft es un enorme monopolio y muchas de sus prácticas responden a intereses corporativos primero y a consumidores después. Bienvenidos al mundo real. Europa escuchará la acusación de Opera, el navegador europeo que cuenta con un 1% del mercado contra el Internet Explorer de Microsoft. A Opera Software ASA se unieron Google (navegador Crome) y Mozilla (navegador Firefox). Microsoft está acusado de monopolio y el emporio tendrá que ir a las cortes europeas de antimonopolio en junio. Otros competidores de Microsoft como Adobe, IBM y Oracle irán al ‘hearing’.

La protesta inicial de Opera es que Microsoft ‘engancha’ Internet Explorer a su sistema operativo y eso es una práctica monopolista que le da ventajas frente a otros navegadores. Opera dice que Internet Explorer le ‘hace daño a Internet’. Microsoft se defiende diciendo que Internet Explorer podrá eliminarse del OS en Windows 7.

Como verán, esto es guerra de navegadores por el mercado, léase nosotros. No soy fan de Microsoft, pero en todos estos años no ha llegado un sistema operativo al mercado que pueda competir con él. Sí, hay Open Source (Lunux, Ubuntu), pero nada que se parezca a un sistema operativo que la gente común pueda manejar. Sí, hay otros navegadores y yo los he probado casi todos en varias ocasiones, Firefox, Opera, Safari, Crome.

Y desde mi humilde posición les cuento esto: Vivimos en este y no en otro mundo. Y a diario leemos sobre lo ‘buenos’ que son los bancos y depredan a los consumidores, especialmente, con sus tarjetas de crédito, contemplamos a  las grandes corporaciones y sus jugosos y billonarios contratos, trillones de ayuda de gobierno y la decadencia de todos los demás seres sin seguros, sin protecciones laborales, sin un sistema definido y simple para ayudar a los que se quedan sin trabajo o pasan por crisis en sus vidas. Nosotros estamos parados entre dos fuegos. Mal ubicados, mal escuchados, olvidados.

A pesar de que Microsoft no es santo ni bueno, su navegador, Internet Explorer, es el blanco de ataques continuos de virus y otros animalitos destructivos y el navegador está ahí, en pie y con el 66% del mercado según Net Applications Inc.

A pesar de que Firefox es muy bueno, tres veces, usándolo, he tenido que limpiar mi compu de virus y malware. No debe ser por culpa de Firefox que siempre me gustó desde el inicio, pero su código abierto es un arma de doble filo y se presta para que sea más fácil quebrar la seguridad del navegador. Con Crome, de Google, código abierto también e invade demasiado mi privacidad. No me gusta Google ni nadie de Gran Hermano. Opera es exquisito y Safari bastante bueno, pero si comparas, todos son lo mismo con diferente diseño. Pura apariencia. Ninguno es mejor ni más seguro que el otro.

No, no creo que esto en Europa sea más que una protesta y un alerta. Para los consumidores, nosotros, tuvo  algo de positivo, por ejemplo, gracias a esto, ya IE podrá quitarse sin problemas de Windows 7. Pero esto es  guerra entre ellos, por ganar más mercado. Todos los navegadores, hasta el día de hoy se parecen tanto que da igual, con la excepción que detrás de IE está un monstruo que saca parche tras parche tras parche de seguridad.

Yo adoro la competencia y las disputas entre las casas mayores. Si existe competencia, ganamos todos. Ya les dije en otro post que da lo mismo qué navegador decidan, pero instalen un solo navegador.

En mi caso, yo me quedo ahora con Internet Explorer 8. Sin grandes entusiasmos, en realidad tiene un montón de fanfarrias que a mí me parecen inútiles, pero los demás también las tienen.

Sigo soñando con el navegador ideal. Aparte de soñar con el mundo ideal.