Y qué guitarra. Bravo. Cambié el post de lugar… imaginarán por qué. :-)